Pasar al contenido principal
Fotografía
Hoja de ruta

Como parte del proceso de universalización de la aplicación del Inventario de Desarrollo Infantil (INDI), instrumento de evaluación del desarrollo utilizado en el contexto de la educación inicial del CEIP, se han establecido acciones de coordinación intersectorial entre MSP y ANEP para la atención oportuna de niños que presentan riesgo elevado en áreas fundamentales del desarrollo infantil.

La Comisión de trabajo intersectorial que funciona en la órbita de la Unidad de Promoción, Intervención y Desarrollo Educativo (UPIDE) está integrada por representantes del equipo de desarrollo del INDI (Fac. de Psicología), MSP y ANEP y se conformó tras una resolución de CODICEN (Nº4, ActaNº3, 7/2/2018). Durante 2018 se abocó a la generación de una Hoja de ruta que oriente la derivación de los niños que presentan co ocurrencia de riesgo elevado en áreas del desarrollo evaluadas por el INDI (Res. Nº100, Acta Nº40, 3/5/2019). Esta articulación intersectorial se pondrá en marcha desde el próximo mes de junio para brindar la atención prioritaria de estos niños en el sistema sanitario en el correr de 30 a 45 días tras la derivación, para la realización de evaluaciones pormenorizadas por profesionales de la salud. La consejera del CODICEN, Elizabeth Ivaldi, valoró que es importante “contar con una hoja de ruta que nos  permita,a partir de la aplicación del INDI, profundizar y hacer efectivas las coordinaciones, en una primera instancia, entre educación y salud para priorizar la atención de aquellos niños y niñas que se encuentran en situaciones de mayor riesgo en relación a los aprendizajes”.

La ruta a seguir tras la obtención de los resultados de la evaluación involucra la identificación de los niños con nivel de Riesgo elevado en múltiples áreas del INDI para su derivación y el monitoreo de niños con alteraciones en el desarrollo ya diagnosticadas, mediante el establecimiento de canales de comunicación intersectorial entre ANEP y MSP. Esta comunicación se realizará a través de referentes institucionales que han sido designados en ambos organismos para este fin, buscando promover el flujo de la información entre educación y salud.

Varios actores implicados en la creación de la hoja de ruta valoraron muy positivamente el proceso. Según Carolina Ponasso, directora de la UPIDE, “La hoja de ruta denota un encuentro intersectorial desde la convergencia de objetivos y metas comunes: la atención a la niñez en el  inicio de  su trayectoria educativa, etapa clave para una intervención oportuna que favorezca su desarrollo integral”. Por su parte, Maite Liz, docente de Facultad de Psicología, aseguró que la hoja de ruta “impulsará la coordinación de acciones destinadas desde las políticas públicas para la atención de la primera infancia en Uruguay.”

 

Recolectamos algunas impresiones de actores involucrados activamente en este proceso, que transcribimos a continuación:

 

Elizabeth Ivaldi, Consejera CODICEN electa por el orden docente.

Como Consejera del CODICEN electa por los docentes considero de gran relevancia contar con un instrumento de valoración del desarrollo infantil de carácter nacional como aporte de la academia al sistema educativo. Un instrumento que se fue construyendo y se continúa revisando con aporte de los docentes en procesos de co construcción, considerando la realidad de las niñas y niños uruguayos. Más importante aún es contar con una hoja de ruta que nos  permita,a partir de la aplicación del INDI, profundizar y hacer efectivas las coordinaciones, en una primera instancia, entre educación y salud para priorizar la atención de aquellos niños y niñas que se encuentran en situaciones de mayor riesgo en relación a los aprendizajes. Es un avance significativo que favorece el cumplimiento del derecho de los niños y niñas a un desarrollo pleno. Es por ello que el CODICEN de la ANEP se ha comprometido con el proceso de construcción y aplicación del INDI generando un espacio de coordinación intersectorial e interinstitucional que habilite las intervenciones oportunas.

 

Maite Liz, integrante del equipo de desarrollo del INDI

Como representante del equipo de desarrollo del INDI y de la Facultad de Psicología en el grupo de trabajo intersectorial, considero que el logro de esta articulación entre educación y salud constituye un hito en el proceso que venimos transitando con el INDI. Creemos que el establecimiento de esta hoja de ruta impulsará la coordinación de acciones destinadas desde las políticas públicas para la atención de la primera infancia en Uruguay.”

 

Alicia Milán, prosecretaría del CEIP

“El logro de una educación inicial de calidad ha sido en estos últimos años, una de las prioridades del Consejo de Educación Inicial y Primaria. Se pretende contemplar el derecho de niños y niñas de 3, 4 y 5 años a integrarse a experiencias educativas adecuadas a las necesidades del desarrollo infantil y al mismo tiempo, acompañar las trayectorias escolares desde el inicio de la educación formal.

Para ello se articularon acciones interinstitucionales e intersectoriales que trascienden miradas parciales con la finalidad de detectar en forma temprana dificultades en el desarrollo de niños y niñas y realizar intervenciones oportunas que impacten positivamente en sus recorridos escolares.

La colaboración de la academia – Facultad de Psicología - para conceptualizar situaciones de riesgo en el desarrollo infantil y la detección temprana de las mismas a través del INDI, sumado al trabajo conjunto de representantes del CEIP, ANEP y MSP para elaborar una hoja de ruta que define acciones intersectoriales entre educación y salud que permiten el control y seguimiento de los procesos de atención, constituye un hito en el enfoque integral del niño/a.

Se genera de esta forma una agenda amplia y propositiva que promueve acciones innovadoras, coherentes y eficaces en sus resultados con una articulación que aúna esfuerzos en el logro de objetivos comunes.

 

Mercedes Pérez, pediatra, asistente técnico del Área Programática de Salud de la Niñez del MSP

El Ministerio de Salud identificó en el marco de los Objetivos Sanitarios Nacionales 2020, problemas priorizados de salud sobre los cuales trabajar mediante acciones concretas y medibles, para disminuir las dificultades y desigualdades sanitarias existentes en nuestra población. Entre estos problemas priorizados se incluyen las alteraciones del desarrollo. Para abordar el tema se planteó como objetivo la Disminución de la prevalencia de alteraciones del desarrollo en niños de 0 a 5 años y atenuación de la severidad de las alteraciones diagnosticadas en ese grupo etario.

Para ello se requiere elaborar estrategias no solo desde el ámbito de la salud sino con otros sectores que trabajan enfocados en la primera infancia. Es así que el Ministerio ha venido trabajando de manera muy cercana con el sector educación entre otros, acordando no sólo estrategias para abordar el tema sino también un camino en que se complemente el trabajo de ambos sectores. Por ello es un gran logro en lo que refiere al trabajo intersectorial, el poder elaborar una "Hoja de ruta" que pretende dar respuesta de ambos sectores a los niños y niñas que así lo requiera”.

 

Carolina Ponasso, Directora de UPIDE:

La hoja de ruta denota un encuentro intersectorial desde la convergencia   de objetivos y metas comunes: la atención a la niñez en el inicio de su trayectoria educativa,  etapa clave para una intervención oportuna que favorezca su desarrollo integral. Instala un camino de diálogo construido desde  acuerdos que propician la atención en aquellas situaciones donde se detectan posibles riesgos en el desarrollo y que requieren de intervenciones complementarias  Educación-Salud, Salud-Educación. Pretende generar una cultura de la coordinación sistematizada y ordenada, a fin de optimizar la atención a dicha población.”

 

Hoja de ruta

 

Fecha
01-06-2019